logoelecciones2016-2
Inicio » Nacional

SERVEL: Cuando el problema va más allá del cambio de dirección

19 octubre 2016

Por Matías Del Río / resumen.cl

A pocos días de realizarse unas nuevas elecciones municipales, ha salido a la luz una problemática que envuelve al SERVEL (Servicio Electoral): 485 mil personas quedaron fuera de su padrón electoral. Esto quiere decir que el 6,5% del padrón electoral no podrá votar en la comuna en la que se había inscrito o le correspondía. El Gobierno, quien con una Ley corta intentó subsanar el problema, supo del problema mucho antes de que se hiciera irreversible su remedio.

En el año 2013, el Registro Civil hizo una actualización en su sistema informático que reúne toda la información de la población. El problema surge cuando con esta actualización, el sistema inscribió automáticamente a 7.8 millones de personas (casi el 50% del padrón electoral) sin una consulta previa que rectifica dicho cambio. Sin embargo, de estos datos, el SERVEL fue depurando paulatinamente hasta llegar a la cifra ya conocida: 485 mil personas. Desde el organismo estatal, sindicaron como culpable directo al Registro Civil. A pesar de esto, el día de ayer, con nuevos antecedentes, se rectifica la culpabilidad de ambos.

El documento, subido por la página Portalnet.cl, se puede apreciar como el día 11 de de agosto del presente año, el diputado Renzo Trisotti solicita al Ministerio de Justicia resolver el caso de las casi medio millón de personas que quedaron fuera del municipio en el cual deben votar el próximo 23 de octubre. El documento, firmado por el actual director del Registro Civil, Luis Acevedo, aclara la situación ocurrida con la actualización del sistema encargado de recabar la información otorgada por procesos como el inscripción o cambio de la cédula de identidad. Además, se informa la solicitud de crear una comisión tripartita encargada de solucionar el problema cuando todavía quedaban más de 3 meses para las elecciones.14705656_750675045072042_1161695242051297427_n 14724575_750675151738698_7793517815540556125_n14641893_750675205072026_5064884655868819439_n

Ahora, a 5 días de iniciar el proceso de votación, desde el gobierno se barajaron distintas posibles soluciones. Una de ellas era una Ley corta que permitiese aplazar las elecciones o se permitiera re-inscribirse, mediante el mismo mecanismo, a las 485 mil personas. Desde el parlamento, el proyecto fue duramente criticado y rechazado. Finalmente el gobierno retiró la ley corta de la Cámara. Pero las dudas acerca de este engorroso proceso va más allá.

Según los datos otorgados por los mismos organismos estatales, de los 7.8 millones de casos iniciales al año 2013, 3 millones eran personas ya fallecidas, duplicadas, en blanco o que jamás existieron. De las 4.7 restantes, 200 mil eran personas residentes en el extranjero. Esto quiere decir, que se hubieran agregado casi 3 millones y medio de votos. Si bien, hasta el momento no se ha hecho un catastro que permitiese vislumbrar alguna constante por región o comuna que permitiese esgrimir la intención de favorecer con votos inexistentes a algún candidato, la falta de transparencia y probidad por parte del gobierno deja en la mira la realidad del SERVEL. Sumado a esto, también cabe la posibilidad legal de que algún candidato quisiera impugnar una elección tomando como argumento el error cometido, sabiendo que podría haber un error en la gente que vota por una comuna determinada, lo que favorecería a la mayoría de partidos que suelen pelearse los votos, uno por uno, dejando más vulnerables a candidatos independientes.

Relacionados