Estudiantes Universidad de Concepción negocian puntos base de petitorio interno

altGuillermo Petersen, presidente de la Federación de Estudiantes (FEC) de la Universidad de Concepción, se refirió a las negociaciones que están llevando a cabo con rectoría y desmintió que se trate de un acuerdo de fin de movilizaciones.

Al comienzo del movimiento en mayo, cuando eran un par de universidades las que estaban en paro, los estudiantes de la UdeC redactaron un petitorio interno en torno a tres ejes principales, los mismos que luego se adaptaron para el petitorio CONFECH: democratización, financiamiento y acceso.

Hoy, ese petitorio se redujo a lo siguientes seis puntos:

1- Respecto al financiamiento, destinar un posible aumento del aporte basal a la universidad para la rebaja o congelamiento de aranceles.

2- En democratización, realizar un claustro triestamental y vinculante de universidad.

3- En acceso, crear comisión para analizar propuesta elaborada por alumnos.

4- Eliminar todos los sumarios a estudiantes causados por las movilizaciones.

5- Los miércoles entre 12 y 14.30 horas serán destinados como espacio de organización estudiantil en todas las carreras (para realizar asambleas, etc.) indefinidamente.

6- Horarios protegidos jueves y viernes, para continuar con actividades de movilización.

Éstas son exigencias mínimas de los alumnos a la universidad, por lo que de llegar a cumplirse, eso no significaría el fin de las movilizaciones. Asimismo, no se trata de una negociación para bajar los paros y las tomas que continúan en pie.

A pesar de que siguen las conversaciones entre la FEC y rectoría, las posibilidades de que se realicen las exigencias se redujeron drásticamente producto de la debilitación del movimiento en la UdeC: “rectoría dilató el petitorio interno inteligentemente sabiendo que, por preocuparnos del tema nacional, en algún momento íbamos a perder fuerzas. Entonces, con las fuerzas que tenemos ahora, no quieren llegar a este tipo de acuerdo”, señala Petersen.

Es incierto si saldrá humo blanco relativo a esto, pero rectoría da señales negativas ya que, según afirma el representante estudiantil, “ellos dicen que cedieron (ante el petitorio) porque analizarán el claustro y la propuesta de acceso. Sobre los aranceles, no pueden firmar nada sin saber si recibirán nuevos recursos. Lo de los días miércoles se aprobó, pero no se ha aplicado ni publicado. Entonces, en realidad no han respetado ningún acuerdo”.

Respecto al decaimiento del movimiento en la UdeC, muchos estudiantes dicen que es posible continuar movilizados y en clases al mismo tiempo, a modo de seguir con la presión a las autoridades. No obstante, Guillermo Petersen tiene reparos sobre ese optimismo. “En términos teóricos, debería poder hacerse, tal como hicimos al principio. Sin embargo, después de seis meses, creo que es muy complicado porque comienza la presión académica de los profesores. Hay que terminar el semestre en un par de meses, por lo que es muy difícil que volvamos a tener la fuerza de antes, cuando incluso sacábamos a 10 mil personas de esta universidad a la calle”, declara.

Por Francisca M. Rivas E.

Estas leyendo

Estudiantes Universidad de Concepción negocian puntos base de petitorio interno