Mujeres trabajadoras son recordadas el 8 de Marzo.

Mujeres trabajadoras son recordadas el 8 de Marzo.

alt¿A quien conmemoramos el 8 de Marzo?:

Muchos son los hechos a los que se le atribuye la conmemoración del Día International de la Mujer. Uno de ellos es el ocurrido en Estados Unidos el 27 de Septiembre de 1909, cuando las mujeres costureras de 500 talleres de ese país –entre los que se cuenta el taller de la fábrica Triangle Shirtwist Company de Nueva York-, cansadas de resistir diariamente pésimas condiciones laborales, como cuartos sin ventilación ni luz, el pago de semanal de 4 dólares, el abandono de la escuela por sus hijos para trabajar cortando hilachas de las prendas cosidas por sus madres, iniciaron una huelga general de costureras que se llamó “Levantamiento de las veinte mil”. Esta huelga duró trece semanas y fue la primera huelga de mujeres en el mundo. Cientos de mujeres salieron con coraje a la calle pidiendo salario, jornadas de trabajo y condiciones de trabajo dignas.

De los 500 talleres en huelga solo algunos consiguieron mejoras. Las demás trabajadoras, entre ellas la de la fabrica Triangle, volvieron a trabajar en las mismas condiciones.

Luego de dos años de la primera huelga general de costureras, el 25 de Septiembre de 1911, un incendio sobrevino en la fábrica Triangle Shirtwist Company. 147 mujeres murieron quemadas por no tener vías de evacuación y por estar encerradas. Este hecho no dejo indiferentes al resto de los trabajadores y trabajadoras, y en consecuencia el movimiento obrero femenino y masculino que se venía gestando hasta la fecha, se levanta aun más pidiendo reivindicaciones.

Pero –según algunas historiadoras- el incendio del taller Triangle, no se asocia a la conmemoración del 8 de Marzo como Día Internacional de la Mujer, ya que los hechos mencionados –dadas sus fechas- no coinciden en ningún caso con el 8 de Marzo.

En los inicios de la celebración del Día Internacional de la Mujer, esta fecha era diversa en cada país.

¿Por qué el 8 de Marzo?:

La primera intención de conmemorar un día internacional de la mujer corre por cuenta de Clara Zetkin y Rosa Luxemburgo, que el 26 y 27 de Agosto de 1910 dirigieron la II Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas en Copenhague. El precedente que guió la iniciativa era la celebración del Woman`s Day, que el Partido Socialista Americano había declarado como día de la reivindicación del derecho a voto para las mujeres. Este se celebraba el último domingo del mes de Febrero.

Luego de celebrada la II Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas, la primera celebración del Día Internacional de la Mujer fue el 19 de Marzo de 1911.

Luego en Rusia el 8 de Marzo de 1917, las mujeres dieron inicio al proceso revolucionario amotinándose por la falta de alimento. Desde ese 8 de Marzo, se estableció el Día Internacional de la Mujer. (Radio Internacional Feminista, publicado en Marzo de 2001, www.fire.or.cr/8marzo01.htm)

El 8 de Marzo aquí y ahora:

Un siglo después, luego del incidente en la fábrica Triangle, los motines de las mujeres en Rusia, y las distintas batallas liberadas por mujeres luchadoras, la suerte no ha cambiado mucho.

En Chile, donde la palabra progreso es un calificativo común para denominar todo lo que cambia, los derechos de las mujeres no han tenido grandes avances. Un clásico ejemplo de ello es la diferencia entre el sueldo de una mujer y un hombre. Según el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) las mujeres perciben en promedio el 75% del sueldo de un hombre a pesar de estar realizando el mismo trabajo. Por cada $1.000 que gana un hombre por un trabajo, una mujer gana $689. (Hombre y mujeres: al igual trabajo, igual remuneración, www.bcn.cl). Este dato es de los más blandos. Otros atentan contra su humanidad y dignidad.

Tal es el caso de las denuncias a grandes cadenas de supermercados porque sus cajeras se ven en la obligación de usar pañales por el miedo a ser despedidas si abandonan sus puestos de trabajo. El primer caso se detectó en nuestra región, luego se dieron a conocer otros en distintos puntos del país

En Mayo de 2007 quedó al descubierto esta práctica grave y humillante, cuando la Presidenta del sindicato del supermercado Sta. Isabel, Marianela Fernández, comentó a distintos medios de prensa que las cajeras no pueden levantarse de su puesto de trabajo mientras dure su jornada de ocho horas. Bajo el miedo al despido, muchas de ellas han tomado la decisión de usar pañales. Es decir, se hacen caca y pichi encima por miedo. La denuncia fue respaldada por la Central Única de Trabajadores (CUT), que pidió la intervención de entidades laborales. La dirección del trabajo no pudo comprobar la denuncia, ya que Cencosud dijo no haber recibido ningún reclamo formal.

Las cajeras acuden a los centro de salud con dermatitis en sus genitales por esta situación, y claro, no debe ser muy agradable para ninguna trabajadora ni trabajador tener que mostrar esto ni siquiera al medico para sanarlo, mucho menos agradable debe ser mostrarlo a las autoridades para que les crean a ellas y no a Cencosud, y el hecho finalmente sea comprobado. ¿Y si lo comprueban? la despiden, y si no lo comprueban debe vivir oprimida. Me matan si no trabajo, y si trabajo me matan, decía Nicolás Guillen.

Aceptar la enfermedad, la miseria y la humillación para poder sobrevivir es algo que solo nosotros podemos interrumpir.

Este 8 de Marzo conmemoremos a las mujeres trabajadoras, a las que luchan la batalla diaria de no morir en el intento de sobrevivir, pero también recordemos a todas aquellas y aquellos que valientemente se enfrentaron a patrones y monstruos internos para que ahora pudiéramos vivir mejor. Honremos sus luchas. No nos dejemos pisotear más.

Relacionados

La maté porque era mía: El flagelo del femicidio en Argentina

Método Yuzpe: alternativa segura a la píldora del día después

Horacio Croxatto en conferencia: El Levonorgestrel no es abortivo

Día de la Mujer: Ciento un años

Año uno: Piñera y la mujer

Fono Aborto: Información Segura

Aborto en Chile: crimen y castigo

Estas leyendo

Mujeres trabajadoras son recordadas el 8 de Marzo.