Seis instituciones de Educación Superior habrían incurrido en coimas para lograr acreditación

La Fiscalía Metropolitana Oriente comenzó una investigación en contra de cinco instituciones de Educación Superior, por supuesto pago de coimas al ex presidente de la Comisión Nacional de Acreditación (CNA), Eugenio Díaz Corvalán.

La decisión se tomó luego que el fiscal a cargo de la causa, Carlos Gajardo, interrogara por segunda vez al ex directivo en dependencias del Ministerio Público de Ñuñoa, diligencia que se extendió por más de tres horas.

Dentro de las instituciones que serán investigadas figuran la Universidad del Mar, Bernardo O’ Higgins, Pedro de Valdivia, Andrés Bello, Uniacc y el centro de formación técnica Simón Bolívar.

El fiscal Gajardo explicó que durante la investigación “se ha establecido la vinculación del señor Díaz con, al menos, cinco universidades y un instituto de formación profesional. Con esas personas y esas instituciones hay que efectuar declaraciones”.

El persecutor descartó, por el momento, solicitar formalizaciones, dado que restan diligencias por realizar: “Estamos en una etapa inicial, es una causa bastante compleja, nos corresponde investigar una serie de contratos, tomar declaraciones a un número importante de personas y hacer revisión acuciosa de computadores. No avizoramos que por el momento tengamos judiacialización en esos términos, si bien no lo descartamos a futuro”, indicó Gajardo.

Por su parte, la presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad Central, Daniela López, sostuvo que el actual sistema de acreditación es deficiente.

“Siempre fue un negociado y nunca se apuntó a la calidad de la educación. El sistema de acreditación es una vergüenza y eso lo sabemos todos, que para lo único que sirve es para hacer un negociado dentro del sistema de educación  superior mercantil, donde siguen ganando los mismos de siempre y cuyas agencias están también vinculadas”, denunció la dirigenta.

Uno de los antecedentes que es parte de la investigación que encabeza el fiscal Carlos Gajardo, se refiere a lo ocurrido en diciembre de 2010, cuando Eugenio Díaz, por ese entonces presidente subrogante de la CNA, firmó la acreditación de la Universidad del Mar.

Un mes después, Díaz firmaba un contrato por asesorías con la misma casa de estudios por un total de 60 millones de pesos, de los cuales se cancelaron 45 millones.

Las fallas del sistema al fiscalizar a la Universidad del Mar

Universidad B. O’Higgins: La alianza con CEMA que le permitió crecer de $10 millones a más de $ 6 mil millones.

Cómo lucran las universidades que por ley no deben lucrar

Estas leyendo

Seis instituciones de Educación Superior habrían incurrido en coimas para lograr acreditación