Sindicatos en lucha por el No a más despidos en Huachipato

Un torrente de infamias, acciones y simbolismos de la peor especie se han manifestado en la prensa y otros medios contra la Presidenta del Sindicato nº1 de Trabajadores de Huachipato. Mónica Aguilera Ortiz. El foco es ella en razón de su postura contra los despidos planeados por la Siderúrgica. ¿Quiénes están detrás de esta campaña mediática? Los mismos dirigentes que durante años avalaron la política de la empresa, que hoy repiten en la liviana ignorancia los mismos argumentos que señalan los altos ejecutivos del Grupo CAP. Pero, los ataques contra la Presidenta del Sindicato Nº1 en realidad apuntan hacia la gran mayoría de trabajadores que elevan su voz, cansados de la política de atropellos y de la indiferencia de la mayoría de los dirigentes. ¿Por qué esta campaña en la prensa? Sencillamente porque estos dirigentes no tienen el apoyo entre sus afiliados. Porque las asambleas, que han llenado el gimnasio, han rechazado sus posturas y le han dado un voto de confianza a su presidenta. Ante esa situación los trabajadores son calificados de “anarquistas” y Mónica Aguilera de estar influenciada por “partidos radicales”. ¿y ellos por quiénes están influenciados o dirigidos?

Recientemente la CUT ha sacado la voz sobre la situación de Huachipato. En buena hora. Sin embargo, la hora del análisis es tiempo pasado y de lo que se trata es de actuar sobre bases reales y no repetir la propaganda bastarda de dirigentes corruptos o de la empresa. Mucho se repite, al estilo de Joseph Goebbels,  sobre la invasión china del acero, que no se puede competir con los precios chinos, etc. Lo  primero  que hay que señalar es que la producción integra de Huachipato se vende en el mercado nacional, cuya producción es de 1, 2 millones de toneladas métricas y la demanda es superior a los 2 millones. Lo segundo, que la producción de China, de acero bruto, es de 702 millones de TM y su demanda interna es de 715 millones de TM. Es decir, el problema de fondo radica en que China desde el años 2000 ha aumentado el número de sus propias siderúrgicas con la cual han asegurado la demanda interna. Cifras entregadas por COCHILCO, para quién esté interesado de basarse en realidades.  Esto significa que para las multinacionales el mercado chino se ha restringido y son ellas las que invaden otros mercados para vender. Se trata de Multinacionales establecida en China, en la India, en México, en Brasil. La principal competencia que tiene Huachipato en el mercado nacional es la brasileña Gerdau, de capitales norteamericanos.

Otro de los elementos importantes tiene que ver con la libre importación, favorecida por la política de los gobiernos pasados y presente. En buena hora las reformas laborales que promete la CUT. Sin embargo, la defensa del empleo real está ligada a la defensa de la base industrial del país. Ello significa exigir medidas que limiten la política de importación, que en el fondo significa un subsidio permanente a las multinacionales, que invaden el mercado nacional. No pagan impuesto. Recientemente el gobierno ha estado con el señor Obama afinando las condiciones del Tratado del Pacifico (TPP) que significa mayores facilidades para las Multinacionales y sus productos. ¿Qué dice y hace la CUT al respecto?

Como sindicatos de una de las antiguas bases industriales de esta zona nos preocupa la situación de Huachipato, porque sabemos que el Grupo CAP sólo está interesado de sus excedentes, que no ha invertido en una modernización real de la Planta, que una vez fuese creada con el erario nacional. Nos preocupa la campaña desatada por una falange de dirigentes cuya responsabilidad en la situación actual no deja de ser menor, pero se lavan las manos con un descaro que no pasa desapercibido. Estamos de lado de los trabajadores de Huachipato, de la Presidenta del Sindicato Nº 1 de Trabajadores. Condenamos la campaña de calumnias que se asemejan a las peores desatadas en tiempos de la dictadura. Estamos atentos a lo que el GRUPO CAP hace respecto contra la integridad y derechos sindicales. Que no se equivoquen.

Como sindicatos defendemos el empleo y el derecho de autonomía de los sindicatos  de la empresa, partidos políticos y gobiernos. .El sindicato es propiedad de los trabajadores y no de un grupo de dirigentes. Exigimos una política de estado que proteja la base industrial del país. Ello quiere decir que exigimos el fin de la libre importación y el favoritismo a las multinacionales. Nos dirigimos a las autoridades para que asuman su responsabilidad política y social. La crisis de Huachipato no es a puertas adentro. Afectara a toda la industria aledaña y a cada comuna de la región.

¡Por la defensa del empleo!  ¡No a los despidos en Huachipato!

¡Por una política de estado que desarrolle la industria nacional! ¡Fin al subsidio estatal que favorece a las multinacionales!

¡Solidaridad con los trabajadores de Huachipato, con su Presidenta, cuyo “crimen” es respetar las decisiones emanadas de las asambleas de los trabajadores!

Sindicato de Trabajadores de ASMAR

Sindicato de Trabajadores ENAP/Petrox

Sindicato Nº2 ESSBIO

Estas leyendo

Sindicatos en lucha por el No a más despidos en Huachipato