Parque eólico en Hualpén: ¿otro sacrificio para la industria energética?

Parque eólico en Hualpén: ¿otro sacrificio para la industria energética?

Polémica se ha vuelto la instalación del proyecto eólico de la Transnacional española ENHOL en terrenos del Parque Pedro del Río Zañartu. Tanto el municipio de Hualpén como el de Concepción se oponen a la instalación del proyecto, mas la Gobernadora de Concepción Andrea Muñoz ha afirmado que el proyecto debe proceder. En esta discusión, poco se ha hablado de los posibles desastres medioambientales de la producción de energía eólica.
Son 10 torres aerogeneradoras las que pretende construir ENHOL en su proyecto denominado Parque Eólico Altos de Hualpén. El proyecto cuenta con el visto ambiental del año 2007, lo que significa que cuenta con estudios ambientales con 8 años de desfase. No obstante aquello, la empresa aseguró a Radio Bío Bío estar dispuesta a realizar nuevos estudios ambientales.

Lo anecdótico de asunto es que la firma española pretende arrendar los terrenos a la Junta Administradora del Parque Pedro del Río Zañartu, lo que fue aprobado por Rodrigo Díaz -actual intendente y ex gobernador de Concepción-  contrato cuya vigencia caducó. No obstante, la Gobernadora Andrea Muñoz acordó renovar el contrato con la empresa, generando enorme revuelo en agrupaciones medioambientales y municipalidades.
Los desastres medioambientales producidos por la intervención de espacios de este tipo de proyectos, han sido denunciados donde se ubica la propia casa matriz de ENHOL -Navarra-. Como señala el Fondo Navarro para la protección del medio natural “Todas las centrales eólicas se han instalando en zonas montañosas. Estas cumbres forman, en su conjunto, uno de los principales valores paisajísticos que caracterizan a nuestra Comunidad. Debido a esta singularidad geográfica y naturalística, las afecciones que ocasionan las centrales no se pueden comparar con las que originan las ubicadas en otras regiones de Europa, cosa que han hecho el Gobierno de Navarra y E.H.N. de forma interesada. La construcción de las centrales eólicas en los montes navarros está ocasionando un grave impacto paisajístico; una grave erosión, debido a los desmontes de tierra y a la deforestación; destrucción de cubierta vegetal; pérdida de biodiversidad, por la brutal transformación de los montes; y afección a la avifauna sedentaria y migradora, por la mortandad que producen los aerogeneradores y tendidos eléctricos.”
A la mortandad de las aves se agrega, como denuncia eldiario.es que “En muchos casos, las palas que son sustituidas se parten en varios trozos y se entierran al pie mismo de las torres donde prestaron sus servicios. Esta práctica es particularmente grave porque, al estar los parques eólicos situados en zonas altas y contener los equipos una alta concentración de resinas cancerígenas, utilizadas para dar consistencia a las aspas, el arrastre del material que se produce con el tiempo y la lluvia termina por contaminar las zonas bajas.“

El impacto en el paisaje es evidente en uno de los pocos sectores del Gran Concepción donde se puede observar bosque nativo y una fauna bastante diversa. Las decisiones a la espalda de la ciudadanía, como la de la Gobernadora Muñoz -un cargo que por supuesto no es elegido por escrutinio popular- solo contribuyen a hacer más detestable para la población las actuaciones de la clase política, tan cuestionada por estos días por su oscura relación con el empresariado.

Esta zona que se pretende ocupar para el proyecto energético es la más septentrional de los bosques valdivianos y a la vez es cercana a la ciudad, siendo un patrimonio natural para el desarrollo humano de calidad para la vida urbana, espacio para la vida activa al aire libre, al igual que Nonguén, Tumbes y las lagunas que deben ser incorporadas al diseño de la ciudad como espacios de la urbe, no como zonas de expansión industrial o energética, menos aun como zona de sacrificio.

El proyecto parte de la premisa que se necesita energía eléctrica sin explicar para qué y si este supuesto requerimiento está en consonancia con los intereses de la comunidad. Pareciera otro producto de la ficticia “crisis energética” destinada, precisamente a bloquear los cuestionamientos a la bestial forma de producir energía tanto para la gran industria, como para la especulación del negocio energético.

 

Fuente foto: http://www.parquepedrodelrio.cl

Estas leyendo

Parque eólico en Hualpén: ¿otro sacrificio para la industria energética?