Con música, testimonios y recuerdos reconocen labor cultural de Benjamín Chau

Con música, testimonios y recuerdos reconocen labor cultural de Benjamín Chau

Por M.E.Vega / Tribuna del Bio Bio

Hubo música, danza, videos y testimonios, pero sobre todo mucho cariño y nostalgia en el acto de homenaje que el mundo de las artes y la cultura  rindió el viernes pasado a Benjamín Chau Machuca,, fallecido hace más de 6 meses, en el marco de los 10 años del Centro Cultural Comunitario Pabellón 83, del cual fue su director hasta su muerte.

Familiares, amigos y personas que conocieron y compartieron la labor de Benjamín Chau como gestor cultural y defensor del patrimonio minero de Lota, se dieron cita en el auditorio de la Corporación Artistas del Acero, donde se efectuó el reconocimiento.

En un ambiente emotivo y cálido, se fueron compartiendo algunas facetas de su vida, a través de testimonios y de fotografías, como aquellas que lo mostraron en su adolescencia en Santiago, de paseo por El Quisco e, incluso, como soldado cumpliendo su servicio militar.

Se habló de su militancia en el MIR y de su detención tras el golpe militar del 11 de septiembre de 1973 y su paso por Villa Grimaldi, Tres Álamos y Puchuncavi, lugar este último donde fue parte de una histórica huelga de hambre en 1975 en protesta por la Operación Colombo.

A su llegada a Concepción, fue fundador de la Casa Azul en Medio Camino y tuvo una activa participación en el departamento de Comunicaciones del Arzobispado de Concepción. Tras unos años viviendo en Suiza, retorna para seguir su labor, esta vez en el ámbito de la cultura. En el año 2000 es nombrado integrante del directorio de Cepas y más tarde, asume la dirección del Centro Cultural Comunitario Pabellón 83, donde desarrolló una fecunda labor cultural, abriendo puertas y espacios para las más diversas expresiones artísticas no solo de Lota, sino de otras comunas.

Un momento especial del acto de homenaje se vivió cuando el artista lotino Jorge Torres entregó un retrato de Benjamín a los representantes del Pabellón 83, Juan Torres y Víctor Muñoz.

Con voz emocionada, Torres explicó el sentido de su obra: “Este pequeño homenaje a Benjamín nació como una forma de reconocer el trabajo y las veces que él me abrió las puertas del Pabellón para poder exponer mis obras“, dijo con sencillez.

Juan Torres fue el encargado de agradecer el gesto del artista lotino: “Este cuadro estará en un lugar importante del Pabellón… Para nosotros es tremendamente valioso reconocer a Benjamín y que la gente que trabajó con nosotros haya hecho este homenaje. Estamos muy emocionados. Una vez un profesor me dijo: Juan, trabaja que las cosas llegan solas y este es el fruto de ese trabajo que se ha hecho todo este tiempo en el Pabellón…”

Víctor Muñoz también dio las gracias por el homenaje a Benjamín, reconociendo que “cuesta un poco expresar todos los sentimientos que uno tiene hacia Benjamín, todo el tiempo que trabajamos juntos en el Centro, cuando llegaba en las mañanas y su “ Hola compañero, cómo estás. Sentir que el Centro era como su segunda casa y trataba de dar todo su cariño hacia el Pabellón en su labor diaria.  Así lo recordamos y así seguiremos haciendo esta labor…”, aseguró.Active Image

Calidez humana

La voz de Ema Millar con el acompañamiento de Carlos Poblete, también se sumó a los recuerdos en este homenaje a Benjamín Chau. Lo mismo, el ballet de la Universidad Católica de la Santísima Concepción, dirigido por Sonia Peña.

Y luego siguieron las palabras de cariño y reconocimiento, como las de Marcia Orellana, directora regional del Consejo de la Cultura y las Artes.
.
“Benjamín fue un gran gestor cultural,  con una capacidad y energía inmensa para gestionar el centro cultural Pabellón 83, al que dio vida, logrando conjugar a tantas instituciones que estuvieron ahí, pero también  que la comunidad sintiera la pertenencia de ese espacio”, fue la primera faceta que destacó. Pero también su calidez humana. “Esos besos en la frente que te daba cuando te veía, el abrazo, me tocó muchas veces caminar por Lota con él y la gente lo saludaba con mucho cariño, conocía a todo el mundo, lo mismo en la radio, el contacto que tenía con los auditores, elegía canciones y daba sorpresas. Eso reflejaba mucho de su calidez humana”.

Y por cierto, agregó,  “su lucha por los derechos humanos, por la justicia, por un mundo mucho mejor, eso también es muy destacable. La vida lo golpeó pero siguió adelante con sus convicciones”.

Al finalizar sus palabras, Marcia Orellana se comprometió a seguir apoyando y trabajan do por el rescate y conservación del patrimonio de Lota, como lo hacía Benjamín.  “Te llevamos en el corazón, que seguimos trabajando con la misma energía por una sociedad más justa, igualitaria, y mucho más transparente”, recalcó.

Al terminar este homenaje, el mensaje de los organizadores fue a “recordarlo con alegría y seguir su ejemplo, hombres como él son necesarios no solo para el desarrollo cultural, sino humano”.

Y el cierre no podía ser sino al estilo de Benjamín: con café, pan minero y queso para seguir conversando y recordándolo.

Fuente: http://www.tribunadelbiobio.cl/portal/index.php?option=com_content&task=view&id=9614&Itemid=100

Estas leyendo

Con música, testimonios y recuerdos reconocen labor cultural de Benjamín Chau