dilmaylula
Inicio » Internacional

James Petras: En Brasil ya estamos a medio camino hacia un golpe

28 marzo 2016

Análisis de James Petras para CX36, Radio Centenario de Montevido, 21 de marzo de 2016. Escuchar: http://www.ivoox.com/james-petras-21-03-2016-audios-mp3_rf_10882185_1.html

Efraín Chury Iribarne: Petras, Barak Obama salió en una suerte de reconquista de América Latina empezando en este caso por una visita no común para un presidente norteamericano que es Cuba, pero que culminará después también aquí en el sur, en la República Argentina. Estábamos esperando tu análisis de esto y tus noticias.

JP: Es obvio que Obama está combinando dos carriles en su política. Uno aparentemente progresista ampliando las relaciones con Cuba y por el otro lado respaldando al presidente más reaccionario en todo el continente, Mauricio Macri, que está involucrado en la conversión de Argentina en un Estado policial y neoliberal.

¿Cómo explicamos las dos cosas? Primero debemos poner en perspectiva la visita a Obama. Es cierto que ha flexibilizado la política comercial, pero a partir de la ampliación del turismo y el sector privado, los sectores más críticos al gobierno cubano. Quiere fomentar y profundizar los canales de influencia contra el socialismo, es la norma y la meta principal. Cuando habla de que quiere encontrarse con el pueblo, eso incluye a los mercenarios, las Damas de Blanco que actúan como quinta columna para la CIA.

Por otra parte hay mucho entusiasmo entre sectores cubanos que han sufrido mucho con los bajos salarios, que buscan alguna apertura privada para mejorar sus ingresos y eso sí ha tenido un impacto importante. Pero menos importante en la visita de Obama es el hecho de que no quiere discutir las cosas que más afectan a Cuba, que son la Bahía de Guantánamo donde EE.UU. tiene una base militar de miles de hectáreas bajo el control colonial.

Segundo, no quiere terminar el embargo que permita a Cuba ampliar sus ventas y actividades bancarias, que es una gran limitante. Tercero, ha indicado que va a continuar la propaganda con las emisoras de Miami para seguir criticando al gobierno cubano. Entonces, desde el ángulo de la propaganda, el ángulo comercial, el ángulo estratégico militar, no ha cambiado nada. Solo ha ampliado el sector turístico que no es exactamente una forma de salir del subdesarrollo.

El turismo es típico del Caribe, fomentar la actividad hotelera y otros sectores que no usan mano de obra calificada. Tenemos trabajadores en los hoteles que tienen capacidad para ser muy buenos médicos que ahora están cargando maletas para los visitantes. Es una forma de desarrollo que si se sigue profundizando hace volver a Cuba al período neocolonial.

En síntesis podríamos decir que Obama busca mejorar su imagen en América Latina, donde ha quedado muy desprestigiado por sus apoyos al golpe en Honduras, la intervención grosera en Venezuela y el aislamiento en la OEA, donde es el único país que sigue con la política de agresión a Cuba, el boicot a Cuba. Y también en la ONU, donde 190 países exigen el fin del embargo y sólo Israel y Washington siguen con el voto negativo. El 1% del mundo.

Entonces, por razones diplomáticas, por razones de seguir presionando a Cuba, han tomado este paso que no es para nada histórico, es un reconocimiento realista de que EEUU ha fracasado utilizando el palo y ahora tratan de ofrecer la zanahoria con un agujero adentro.

EChI: Petras, y más al sur, en Argentina, ¿Macri y Obama simplemente afinarán la puntería de su unidad?

JP: Sí, en Argentina las noticias que hemos recibido diariamente indican que la agresión neoliberal de Macri empieza a aproximar su política a la de la dictadura, con legislación a partir de decretos presidenciales que se parecen más a lo de Videla que a cualquier presidente democratico.

Los despidos alcanzan ahora los 150.000 y dicen que van a despedir 200.000 personas más en el sector público. Y algunos economistas cercanos al gobierno hablan de despedir a un millón de trabajadores públicos. Han tomado medidas que provocan una inflación que se está acercando al 50% anual. Han hecho mucho daño al estándar de vida, al poder adquisitivo.

Las ganancias siguen creciendo, el costo de mano de obra ha bajado, los exportadores se han beneficiado con la devaluación. Pero toda la pequeña y mediana industria está sufriendo por las nuevas políticas económicas. Ni hablar de los empleados públicos, los pensionistas, que han pagado una tarifa 3 o 4 veces más cara en el costo de la energía eléctrica.

Entonces, en todo sentido, en términos del daño a la democracia, en términos de la política económica y en términos del consumo popular, Macri es una catástrofe, una catástrofe de un dictador con alcance continental. Porque el respaldo de Obama es una señal para todos los opositores de que Argentina es un modelo para Brasil, para Uruguay, para los demás países. Que eso de Macri es lo que pide Obama para el continente.

EChI: Ya que estamos en la región ¿qué visión tienes de los últimos hechos en Brasil?

JP: Sí, en el caso de Argentina la lucha de clases está creciendo a saltos, cada día nuevos sectores están llamando a marchas y protestas. Y la visita de Obama va a encontró a cientos de miles de manifestantes en la calle. En Brasil, por otro lado, la derecha ha conquistado un importante sector de la opinión pública que es para crear el caos y las exigencias del impeachment, el derrocamiento del gobierno.

Pero lo más grave de todo eso es el hecho de que la policía, el ejército, la inteligencia está controlando las llamadas de la Presidencia. Es decir, una parte del aparato estatal ya está actuando para la oposición, eso es peligroso porque cuando el Estado está tratando de derrocar el régimen democrático, ya estamos a medio camino hacia un golpe. Indica que la lealtad del Estado está ya pasando a los opositores golpistas y eso no hay que minimizarlo. El hecho de que el juez Moro recibe información directa de los aparatos de inteligencia, y que los aparatos abiertamente están controlando las llamadas presidenciales, del gabinete y de Lula, el ex presidente y los demás, indica que están en una ofensiva contra el régimen elegido. Para mí es la señal, en el caso de Brasil actual, de que el golpe está galopando rápidamente.

Hemos visto, cuando estuve en América Latina, en Argentina durante el período de Perón, en Chile en el período de Allende, que cuando la policía y los militares abiertamente toman partido por la oposición, es la antesala de un golpe. El régimen pierde el monopolio sobre la violencia y la violencia estatal empieza a estar en las manos de los opositores que no tienen ninguna reserva en un momento dado de dar el golpe.

EChI: Lo de Brasil también de alguna manera afecta a una organización político-económica fuerte. ¿Qué pasa con este cambio de Brasil, con esta caída de Brasil? ¿Qué pasa con los BRICS?

JP: Bueno, los BRICS están muy debilitados.Vamos a hacer un resumen rápido. Rusia está sufriendo una recesión por su dependencia de las exportaciones de petróleo. Sudáfrica también está en crisis grave, la moneda está cayendo verticalmente, el presidente Zuma es un corrupto que utiliza el tesoro para construir palacios para sus múltiples esposas, queridas y demás. Es un gobierno muy despreciado. China está creciendo todavía pero tiene problemas con la deuda, problemas con la sobrecapacidad productiva, sus industrias están en un proceso de reestructuración que implica el despido de millones de obreros y trabajadores y eso va a provocar conflictos internos. Y tenemos el caso de Brasil que está temblando entre golpe y lucha del pueblo.

Tenemos entonces un BRICS muy debilitado económicamente por su dependencia de las materias primas. Políticamente involucrados en escándalos y con oposiciones crecientes, proimperialistas y neoliberales. Entonces, los BRICS ahora no son los protagonistas de la economía mundial, no forman una economía alternativa porque los mismos gobiernos están apenas tratando de sobrevivir.

EChI: Bien, Petras, como siempre, este tiempo final te lo dejo para la agenda que en este momento estás analizando.

JP: Podríamos empezar con Ucrania donde la derecha ha formado una nueva organización que ha tomado control de la capital, se autodenominan Fuerza Derechista Revolucionaria, que son los fascistas que ahora controlan la plaza central en Kiev.

La economía está en una situación catastrófica; el poder adquisitivo popular ha caído un 60%. En otras palabras el golpe norteamericano es un fracaso, no funciona. Hay disidencia en todos lados; la guerra con el este sigue, la parte oriental que busca la autonomía o la independencia. Entonces, podríamos decir que la política externa de EE.UU. y de Europa ha fracasado de una forma contundente… Ucrania representa otro ejemplo de cómo la intervención norteamericana ha terminado en catástrofes para los pueblos.

Y podríamos usar Ucrania como otro ejemplo de por qué el imperialismo tiene el poder de derrocar gobiernos pero es totalmente incapaz de reconstruir economías viables con gobiernos democráticos.

El otro tema que quiero tocar es España que muchos comentaristas, la revista ‘Búsqueda’ en Uruguay y otros diarios, han dicho que España está en un proceso de recuperación. Algunos hechos contradicen eso. 92% de los nuevos puestos de trabajo son temporales, mal pagados, por debajo del salario mínimo; hay 4,8 millones de desocupados; la pobreza alcanza al 30% de la mano de obra ocupada; hay 250.000 personas que han salido del país; 600.000 han perdido sus casas expulsados por los bancos; el salario de los trabajadores como porcentaje del ingreso nacional está por debajo de los niveles de 1960. Mientras los bancos recibieron EUR 50.000 millones más, la evasión de impuestos alcanza los 50.000 millones. En otras palabras, los bancos han triunfado– recuperando las ganancias y evadiendo los impuestos.

España tiene las peores desigualdades en toda la Unión Europea. En ese sentido la recuperación sólo alcanza al 1% de la población y los demás están en una situación de degradación y de caída vertical.

Finalmente quiero tocar la situación entre Turquía y los países vecinos. Turquía en ningún momento aceptó la tregua, sigue tirando misiles contra Siria, particularmente a las regiones bajo control de los kurdos.

Los tanques siguen atacando las poblaciones de las regiones kurdas; han cometido toda una serie de atrocidades que no reciben la publicidad y la denuncia que deben recibir de Amnesty International y Human Rights Group. Ambas influidos por George Soros, han sido las que cierran los ojos ante las atrocidades de Turquía. Y muestra que los grupos de derechos humanos son muy selectivos en lo que denuncian. Se especializan en denunciar a los adversarios del imperialismo y evitan cualquier denuncia de los terroristas occidentales, y concretamente de Turquía.

La represión en Turquía es cada vez peor: encarcelando periodistas, académicos y otros. Yo no me atrevo a volver a Estambul porque mis amigos dicen que en el momento en que baje del avión me van a detener por los escritos y el apoyo que he dado tanto a las luchas democráticas en las regiones kurdas como a los académicos en Ankara y Estambul.

En otras palabras, el acuerdo y la subvención de 6 mil millones que ha dado la Unión Europea a Turquía va a financiar el terrorismo turco, da apoyo y respaldo a Erdogan que es el peor represor de los últimos 30 o 40 años en Turquía. Desde el golpe de 1980 Turquía no ha tenido un gobierno tan represivo como este.

Y mientras tanto recibe el espaldarazo de la Unión Europea, un beso en cada mejilla de Merkel y el gran saludo de Obama. Obama sonreía en el juego de baseball en Cuba, pero el otro lado de esta sonrisa es el respaldo al terrorismo de Turquía.