sacyr-1
Inicio » Nacional

SACYR, el prontuario de la transnacional española que provocó el desborde del Mapocho

19 abril 2016

[resumen.cl] 51 personas han fallecido en la Ruta a Cabrero desde que la Concesionaria SACYR -transnacional de capitales españoles- comenzó los trabajos en la vía. Durante el fin de semana reciente, vecinos del sector Tomeco de la comuna de Yumbel, protestaron contra la Concesionaria exigiendo paraderos, seguridad, señaléticas y que se habiliten las pistas terminadas. No obstante, su mayor “espectáculo” de los últimos tiempos se dio durante el desborde del Río Mapocho, donde se le ha culpado por no hacer los trabajos precautorios necesarios en el proyecto donde presta servicios a la concesionaria Costanera Norte, para que el río no se desbordara. Pero los antecedentes de SACYR no están solo en el país. Además de encontrarse vinculada a los casos de corrupción en el Estado español, la transnacional ha dejado sus huellas en ruinosos espectáculos de “obras públicas”.

La empresa ha sido sindicada como una de las regalonas de la era Lagos, maneja en la actualidad varias carreteras privatizadas y pese a ser de capitales españoles, Sacyr tiene presencia en una multitud de países y es una de las 6 grandes constructoras que cotizan en el IBEX 35.

Protestas en Tomeco

Valles del Bío Bío se denomina la concesión por 35 años que se adjudicó la constructora transnacional española Sacyr. Un proyecto de un trayecto de 102 kilómetros y una inversión de US$369 millones que incluirá dos peajes y cuyas obras pretendían ser entregadas a mediados del 2015. El proyecto ha sido sumamente cuestionado por los usuarios quienes han recordado las situaciones vividas con la ruta 160, con grandes momentos de congestión, riesgos y kilómetros de vías no entregadas pese a estar terminadas. El proyecto que pretendía ser entregado el 2015, hasta nuestros días no ha sido finalizado.

Un centenar de habitantes de Tomeco, en Yumbel, cortaron el tránsito en la Ruta Q50 este sábado reciente exigiendo paraderos, seguridad y señaléticas. Exigieron además, que se abran los tramos de la pista que no se han habilitado pese a haber sido terminados.

Las situaciones de riesgo son insólitas, al punto que -según denunciaron los habitantes del sector- no hay paradero para tomar bus, faltan señaléticas luminosas en la vía e incluso “el bus con los escolares que vienen de Yumbel debe ingresar contra el tránsito a la localidad de Tomeco”. La protesta de los vecinos se da porque la situación se torna insostenible debido a la inseguridad de los trabajos. Lo insólito en la situación denunciada por los vecinos, es la permisividad de las entidades a cargo de la fiscalización de las obras ¿Cómo es posible que hayan muerto 51 personas en una vía en construcción y se produzcan hechos como los relatados por los vecinos?

Las protestas responsabilizan a la empresa SACYR y a la nula fiscalización del MOP los desastres producidos en la vía.

SACYR en la Región Metropolitana

Luego del intenso temporal de lluvias vivido por la Región Metropolitana, se produjo una dura polémica entre el gobierno y la concesionaria Costanera Norte por el desborde del Río Mapocho en Providencia. Según trascendidos, el Intendente de la RM Claudio Orrego “pidió” a la empresa que solucionara los problemas en la obra porque posiblemente el río podría desbordarse.

“El jueves de la semana pasada estuve en terreno diciéndoles que había una posibilidad de desborde producto de la lluvia. Todos sabemos que el Mapocho es un cauce sensible, que crece en el invierno y, sin embargo, tuvimos una inundación que, paradójicamente no fue arriba. El río no se desbordó por arriba, como el año ‘82, se desbordó por abajo, porque las labores de emergencia y prevención que hizo la empresa fueron malas. Aquí hay una responsabilidad concreta de Costanera Norte” señaló Orrego.

Tras estos cuestionamientos públicos a Costanera Norte, la concesionaria desestimó su responsabilidad y apuntó las responsabilidades a una subcontratista que le presta servicios: SACYR. Dicha empresa presta servicios a Costanera Norte y es la encargada de la construcción de un túnel bajo la Avenida Kennedy, construir puentes y mejorar enlaces en el sector.

Según Costanera Norte, SACYR sería la responsable final del desborde del río por sus trabajos realizados en la Rotonda Perez Zujovic. El lugar por donde se desbordó el Mapocho fue un sector que la empresa utilizaba para dejar materiales de construcción.

Las graves consecuencias producidas por el temporal en la capital -graves inundaciones y corte del suministro del vital elemento- han sido denunciadas como parte de los costos de los trabajos de las grandes empresas en la zona: Costanera Norte y Alto Maipo.

Hubo 2 muertos y más de 300 damnificados.

SACYR y sus papelones en España, Colombia y Panamá

Con los antecedentes de la transnacional española resulta difícil comprender como se ha hecho parte de importantes construcciones en el país. CODELCO el año 2014 dio término anticipado a un contrato con SACYR debido a los retrasos y sobreprecios que debió soportar en el proyecto de nuevos accesos a la Mina El Teniente. Eso solo en Chile. La empresa ha sido sumamente cuestionada en el Estado español por varios casos. En Murcia se le expropió la concesión del aeropuerto a la empresa Aeromur, donde la firma es la principal accionista, por no cumplir con una serie de procesos para dar inicio al proyecto.

En Sevilla el año 2010 la empresa fue duramente criticada por retrasos y sobrecostos

“Sacyr levaba más de dos años y medio de retraso y, con independencia de cuál sea su coste global, supondrá para las ya maltrechas arcas públicas municipales un quebranto de más de 50 millones de euros, el doble de lo que hace solo cinco años se prometió” señala la denuncia citada por el medio Portafolio.

El mismo año fue denunciada por pedir 58 millones de euros más para terminar de construir un hospital.

El medio colombiano añade:

“En el país, Sacyr tuvo que retirarse de dos proyectos: el del Magdalena Medio, adjudicado en 1997, para la construcción de la vía Tobiagrande–Puerto Salgar, que actualmente se construye bajo el nombre de la Ruta del Sol, entre Bogotá y Santa Marta, por licencias ambientales y una presunta adjudicación irregular de la Vía para la Prosperidad, en el departamento del Magdalena.”

Pero a estos casos se les suma uno de los episodios más bochornosos de la historia panameña. SACYR encabeza la sociedad concesionaria que se hizo del proyecto de la ampliación del Canal de Panamá. Las obras estuvieron a punto de paralizarse porque SACYR habría reclamado 1625 millones de dólares adicionales del gobierno panameño que, supuestamente, no podían haber estado previstos en el presupuesto original de la obra. Finalmente se llegó a un acuerdo, pero lo impresentable fue lo que no se dijo. Si el gobierno panameño hubiese cobrado las boletas de garantía a SACYR, una de las empresas aseguradoras que habría tenido que responder – CESCE- tiene como accionista al propio Estado español. Es decir, el Estado Español habría asumido los costos de las operaciones de una empresa privada en Panamá.

Hace unas semanas SACYR señaló a El País de España que la obra costaría 5 mil millones de dólares, cerca de 1800 millones más de lo que debía costar el proyecto.

A esto se suma que las obras del canal están sufriendo filtraciones.

SACYR y la corrupción: Caso Bárcenas

Varios autores han hecho la comparación entre el modelo de transición chileno y el llevado adelante por el Estado Español. Muchas de las políticas de Estado chileno se han sacado del estado europeo, pero parece insólito que incluso el modelo de financiamiento irregular de los partidos y campañas políticas haya sido calcado de la “madre patria”.

SACYR, que dio aportes reservados a campañas políticas en Chile durante el año 2009, ha sido bastante nombrada en la trama de corrupción del Partido Popular de España, en la llamada contabilidad b de dicha organización en lo que se ha conocido como el caso Bárcenas -una rama del enorme caso Gurtel, o la investigación de la red de corrupción política vinculada al PP-. En Toledo, por ejemplo, se ha acusado que el 2007 SACYR canceló a través de su filial SUFI 200 mil euros que habrían ido a parar a la campaña de de María Dolores de Cospedal para las elecciones autonómicas de 2007 en Castilla-La Mancha, a cambio de que SACYR se quedara con la concesión del servicio de recogida de basuras de Toledo.

Según los primeros documentos revelados por El País -medio que reveló la trama Bárcenas- Sacyr Vallehermoso figura entre las empresas que supuestamente hicieron pagos al PP. Según estos documentos, Luis de Rivero, vicepresidente primero y presidente después de Sacyr Vallehermoso habría hecho dos pagos, uno de 120.000 euros en 2004 y 260.000 euros en 2006. De Rivero fue finalmente absuelto porque el delito estaba prescito.

El juego parecía ser el siguiente: SACYR entregaba dineros a influyentes políticos a cambio de la adjudicación de obras públicas. ACCIONA, COPASA, DRAGADOS, OHL y otras empresas de la construcción, presentes en nuestro país, utilizaron los mismos mecanismos, entregando dineros, regalos, etc. a representantes políticos para bien quedarse con concesiones o generar la “necesidad” de obras públicas que finalmente se adjudicaban.

En el país SACYR tiene bajo su firma los trabajos de la Ruta del Algarrobo, Ruta del Limarí, Salud Siglo XXI (que construye el Hospital de Antofagasta), Sociedad Concesionaria Vespucio Oriente y Valles del Bío Bío -la ruta a Cabrero-. Según señala El Mostrador, la transnacional española es también socia de Penta, la “máquina de defraudar al fisco” de la UDI

“Paralelamente mantiene dos concesiones en explotación: Rutas del desierto y Valles del Desierto.

El proyecto Valles del Desierto, cubre 221 kilómetros en total del tramo de la Ruta 5 comprendido entre las ciudades de Vallenar y Caldera, en la Región de Atacama, y cuya concesión dura 35 años a partir de junio de 2011. A diciembre de 2012, Sacyr Concesiones tenía 60% de la propiedad de Valles del Desierto. El otro 40% pertenecía a Penta Las Américas Administradora de Fondos de Inversiones S.A.”

Penta salió finalmente del negocio, dejando a otras empresas entrar a la sociedad con Sacyr.

Resulta urgente que las instituciones fiscales resguarden el interés publico en las “concesiones” dadas a este tipo de empresas. El caso del canal de Panamá, la construcción del Hospital en Sevilla parecen un manual de como elevar los costos de las obras sobre lo señalado en la adjudicación de las obras. En Concepción el soterramiento de la Rotonda Bonilla es una de las 37 obras complementarias y la más relevante del proyecto de mejoramiento del camino a Cabrero y significará 17 mil millones de pesos más de lo presupuestado, lo que se traducirá en un peaje aún más caro de lo señalado por la concesionaria. En esta misma obra, se pretende intervenir el tramo final del colector primario de aguas lluvias de Concepción. Esperemos no tener un desborde en la ciudad como sucedió con el Mapocho en Providencia.

Relacionados