afiche-carnaval oficio
Inicio » Medio Ambiente

Carnaval Familiar por la Defensa del Mar y la Tierra

16 junio 2016

Coordinadora Tomecina / resumen.cl

Hace 3 años la comunidad tomecina comenzó a agitarse ante la posibilidad de emplazamiento del mega proyecto energético Octopus GNL en la bahía de Concepción y en los sectores por dónde transitarían sus tentáculos gasíferos. Éste ingresaba por primera vez a evaluación de impacto ambiental y contemplaba la instalación de un terminal regasificador tipo isla, un gasoducto submarino y terrestre y una termoeléctrica a gas en la comuna de Bulnes. Gracias a la presión realizada por la ciudadanía, en conjunto con las comunidades de Penco, Lirquén, Bulnes y Talcahuano, se logró un significativo retroceso de esta iniciativa que implicó su retiro del SEIA [Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental].

No pasaría mucho tiempo para que la llama de la organización se volviera a encender, pues el megaproyecto arremetía nuevamente, esta vez particionado y con una nueva máscara, presentándose ante el SEIA dos proyectos de una nueva empresa: Biobiogenera con el Terminal GNL Penco-Lirquén y la Central termoeléctrica El Campesino ante lo cual, las comunidades organizadas dieron cuenta de este engaño.

Biobiogenera corresponde a una filial chilena de la empresa estadounidense Cheniere Energy. Las comunidades afectadas acusan a Biobiogenera de incurrir en prácticas sucias que van desde la “compra” de diversos dirigentes sociales, la limpieza de imagen utilizando a niños y niñas deportistas, el lobby realizado por autoridades de gobierno, como la SEREMI de energía Carola Venegas y el Ministro de Energía Máximo Pacheco, la “compra” de medios de comunicación como Radio Biobío, lo que conlleva a un bloqueo comunicacional de la problemática y a la desinformación de población, y la no consideración de la Consulta Indígena. Ésta fue demandada por comunidades mapuche lafkenche de la localidad de Penco- Lirquén, amparándose en el decreto 169 de la OIT, el cual indica que todo proyecto diseñado para instalarse en zonas habitadas por comunidades originarias, debe realizar dicha consulta.

Cabe destacar que el megaproyecto pretende convertir a la región del BioBio en zona de sacrificio energético, lo que conllevaría la instalación de decenas de centrales termoeléctricas en diversas localidades, todo esto para la exportación de energía por parte de empresas privadas a países vecinos como Argentina y Brasil, devastando el mar, la tierra, la salud y el futuro de todos y todas las habitantes del Biobío.

Hoy en día la lucha de Tomé y las comunidades afectadas por este nefasto proyecto se intensifican, ad portas de la votación de la Central termoeléctrica El Campesino, que pretende ser la termoeléctrica más grande del país y ubicarse en Bulnes, localidad que posee los suelos más fértiles de la región. Las comunidades saben que si se aprueba este proyecto, las posibilidades de aprobar el Terminal GNL Penco-Lirquén son casi absolutas, ya que un proyecto no puede funcionar sin el otro (recordemos que así se presentó ante el SEIA hace 3 años).

Los tomecinos y tomecinas enfrentan además otra amenaza: la llegada de la industria SALMONERA. Son 6 las concesiones marítimas que amenazan las playas tomecinas, a sabiendas de la devastación causada por esta industria en el mar chilote. Es por ello que luego de la multitudinaria marcha realizada hace algunas semanas en Concepción, POR LA DEFENSA DEL MAR Y LA TIERRA, la comunidad tomecina ha decidido volcarse a las calles de su comuna, para manifestar el rotundo rechazo a todo proyecto que amenace lo que por siglos ha dado vida a su gente, a su pueblo, y lo que caracteriza a esta hermosa localidad: su mar.

afiche-carnaval oficio

La comunidad tomecina y diversas organizaciones se reunirán este sábado 18 de junio en lo que han considerado un CARNAVAL FAMILIAR POR LA DEFENSA DEL MAR Y LA TIERRA, visibilizando carnavalesca y alegremente un conflicto que los medios tradicionales insisten en silenciar. La jornada comenzará a las 11 horas en la Plaza Samuel Muñoz, recorriendo diversas calles de la comuna al ritmo de batucadas, bailes y colores, para culminar con un acto artístico en el sector de la explanada, lugar que reúne hace décadas al sector gastronómico y de comercialización de productos del mar.

La invitación es a sumarse y participar en familia, volcarse a las calles a defender el mar que ha alimentado durante generaciones a las familias tomecinas, junto con posibilitar un futuro enfocado en el turismo y el cual se ve enormemente amenazado. Recordemos que todos estos proyectos son votados por autoridades elegidas por el gobierno de turno, pues en esta falsa democracia, los SEREMIS y el INTENDENTE serán los encargados de decidir el futuro de nuestros territorios.

En nuestras manos está el futuro, defendámoslo hoy.

Relacionados