Advertisement

Comunidades de Limache y Concón rechazan obras de canalización del Río Aconcagua: "el desastre que pueden provocar es gigantesco"

Los vecinos del sector La Victoria y Puente Colmo, en el límite de las comunas de Limache y Concón, expresaron públicamente su disconformidad con los trabajos que se realizan en el sector, con el fin de canalizar y conducir el Río Aconcagua en la última parte de su trayecto.

Felipe Benavides

Así lo expresó Marcia Tapia Navia, dirigente del Comité de Agua Potable Rural La Victoria-Independencia, quien informó que el objetivo es materializar una denuncia en contra de la Dirección de Obras Hidráulicas y del Ministerio de Obras Públicas, «quienes van a empezar un trabajo desde el Puente Boco en Quillota hasta el sector de Lajarilla, que sería más o menos a la altura de la Coca Cola en Concón», aseveró.

La representante agregó que «el desastre que pueden provocar es gigantesco, ya que nuestro acuífero se recarga gracias a esta poca agua, donde las autoridades dicen que se pierde, pero eso no es así, gracias a esta poca agua nosotros podemos tener nuestros pozos vivos para poder tener una buena agua de calidad para todos nuestros usuarios».

Te puede interesar: ¿Qué contienen los desechos de una planta de celulosa?

Un hecho que también afecta a localidades como Manzanar, Mauco, Carolmo, La Victoria, Colmo, donde la mayoría de la gente vive de la agricultura y de la ganadería, «por ende también es un daño para ellos, por que se les perjudica el canal de riego, ya no tendrían el agua suficiente para sus cultivos; acá a nosotros nos hablan de sequía y lo que vemos es un saqueo gigantesco, donde vemos todos los cerros llenos de paltos pero en el plan, la parte baja, nos encontramos completamente secos».

Sector Colmo. Río Aconcagua

Pidió que las autoridades tomen cartas en el asunto, «que se hagan presentes», porque el daño ecológico podría ser muy grave, tanto de nivel de flora y fauna local, y pidió respaldo para extender la protección que se realiza en la desembocadura del río a los valles interiores.

«No hace mucho tiempo, se instaló Esval en estos sectores, construyendo una batería de pozos, entubaron el estero de Limache, donde ya nos cortaron la mitad de nuestros brazos del agua potable, del agua de los canalistas, de nuestros espacio verdes. No queremos más Esval, no queremos más usurpaciones del agua y de la vida», concluyó Tapia.

En tanto, María Ureta, del APR Santa Rosa de Colmo, salió al paso de las palabras del seremi de Obras Públicas, Raúl Führer, quien aseguró en entrevistas de prensa que los vecinos del sector no estaban informados sobre los trabajos de canalización que se estaban realizando en la zona.

«Nosotros, desde Tabolango hasta Concón, en ninguna comunidad estábamos informados ni sabíamos lo que se iba a realizar», aseguró la vecina, junto con destacar que las máquinas ya estaban instaladas sin saber lo que iba a pasar. «Para mi eso fue sorprendente, ya que para nosotros como lugareño fue muy preocupante… nosotros somos quienes realmente protegemos y cuidamos el medio ambiente, y las napas naturales que tiene el caudal del río, del que nos abastecemos para el consumo humano», concluyó.

.

 

Estas leyendo

Comunidades de Limache y Concón rechazan obras de canalización del Río Aconcagua: "el desastre que pueden provocar es gigantesco"