Mala utilización de dineros fiscales en gastos y viáticos de giras de estudio del Ejército detecta Contraloría

[resumen.cl] La Contraloría General de la República cuestionó una serie de gastos realizados por el Ejército en pagos y viáticos de giras de estudio realizadas entre los años 2012 y 2016.

Una auditoría y examen de cuentas a los gastos realizados -entre los años 2012 y 2016- por concepto de viajes de estudio de la Escuela Militar, la Academia Politécnica Militar y la Academia de Guerra, dependientes del Comando de Educación y Doctrina del Ejército de Chile, realizó la Contraloría General de la República.

La entidad fiscal analizó el uso de los $ 3.672 millones utilizados en las actividades del Ejército, informó La Tercera.

Entre las irregularidades cuestionadas en el informe final 466 del organismo fiscalizador, se encuentra la "existencia de gastos improcedentes por traslados de funcionarios, tanto de la Academia de Guerra como de la Academia Politécnica Militar, asistentes a las pasantías, con características de visitas particulares y no institucionales, los cuales alcanzaron a US$ 152.697 ($ 92 millones) para el período 2014 al 2016".

En detalle, la Contraloría rebate gastos de viajes con destino a Estados Unidos, donde no existen informes de las actividades efectuadas durante las giras entre los años 2012 y 2015, además de la falta de acreditación del gasto de pasajes. A esto se agrega el pago irregular de viáticos por sobre lo que debía pagarse a algunos uniformados.

Por otra parte, se objetan gastos que "no se condicen con las funciones inherentes a los cargos de los participantes, por un total de US$ 415.590 ($ 251 millones) […]". El organismo fiscalizador desaprueba la utilización de dineros en gastos turísticos no relacionados con sus tareas institucionales.

Entre lo objetado se señala que se utilizaron recursos fiscales en empresas que se relacionan con el rubro turístico, lejos de "la perspectiva histórico-militar, científico-tecnológico y cultural de los futuros oficiales".

Las críticas hechas por el organismo contralor se suman a los cuestionamientos por los pagos por trabajos no realizados en la misma institución revelados esta semana. Y por supuesto, al Milicogate, el millonario fraude al fisco con dineros de la Ley Reservada del Cobre en la institución, escándalo que abrió los ojos a la ciudadanía sobre el mal uso de los recursos públicos en las Fuerzas Armadas.