Proyecto de gas natural licuado GNL Talcahuano obtuvo concesión marítima para operar en la Bahía de Concepción

[resumen.cl] Ayer martes, la Comisión Regional de uso del Borde Costero aprobó la solicitud de concesión marítima para el proyecto de importación de gas GNL Talcahuano. El proyecto pretende importar gas natural desde países exportadores por vía de cargueros marítimos. La iniciativa ya se encontraba con resolución de calificación ambiental y otros permisos necesarios. La termoeléctrica inicialmente asociada a proyecto, la central Tierra Noble, se encuentra desistida por su empresa titular. 

El proyecto obtuvo 26 votos a favor, 3 abstenciones y 13 votos en contra, después de 5 años de tramitaciones.

El proyecto había sido aprobado y obtenido su resolución de calificación ambiental (RCA) a mediados de 2017. En julio de 2018, la Subsecretaría de Energía le había entregado la concesión definitiva para el transporte de gas

Gas natural como alternativa engañosa e insuficiente ante el cambio climático

El uso de gas natural no mitiga el cambio climático sino al contrario. En Estados Unidos, estudios han reportado que el cambio de carbón a gas natural como fuente de energía no reducirá las emisiones de gases de efecto invernadero. Incluso, podría hacer que estas aumenten debido a que desalentaría el uso de energías renovables.

Estudios indican que entre 2013 y 2055 el uso de gas natural reducirá las emisiones del sector eléctrico tan solo en un 9%, una cifra insignificante en cuanto al impacto en el ambiente. El uso del gas natural, junto con el resto de los combustibles fósiles, se incrementa en todo el mundo. De acuerdo a cifras oficiales del Cuarto Reporte del Panel Intergubernamental del Cambio Climático (IPCC) en 2001, el gas natural produjo alrededor de 5,3 billones de toneladas anuales de CO2, mientras que el carbón y el petróleo produjeron 10,6 y 10,2 billones de toneladas respectivamente. De acuerdo a la versión actualizada del reporte especial para el escenario de emisiones para 2030, el gas natural será fuente de 11 billones de toneladas anuales, mientras que el carbón y el petróleo producirán 8,4 y 17,2 billones de toneladas respectivamente debido al incremento en la demanda de 1,9% al año y se espera que estas aumenten.

Este aumento en la oferta energética en nuestra región, con el pretexto de la eficiencia energética, traería aparejado además un aumento en las emisiones de gases invernadero por combustión de gas natural, las cuales se incrementarían a nivel local de manera similar a las desalentadoras proyecciones climáticas globales para combustibles fósiles en las próximas décadas.

El terminal GNL Talcahuano se encuentra asociado a la central termoeléctrica Tierra Noble en la comuna de Cabrero. Mientras el principal accionista del terminal marítimo es el fondo estadounidense Stonepeak, el proyecto de central Tierra Noble es desarrollado por Global Power Generation GPG, filial de la multinacional española Gas Natural Fenosa (actualmente Naturgy) propietaria mayoritaria de CGE.

En julio de 2018 la empresa había desistido del proyecto termoeléctrico Tierra Noble. Según había informado  revistaei.cl la empresa retiró el proyecto para enfocarse en energías renovables.