Advertisement

Ley Pompón y la protección de la estabilidad climática: Proyecto busca prohibir actual explotación desmedida de musgo con capacida de mitigación

Debe su nombre a la especie de musgo que crece en los humedales tipo turberas. Sus características son tales a las de un glaciar y un humedal, es decir, ayudan a mitigar el cambio climático al ser grandes fuentes de contención de aguas dulces. Actualmente se encuentran en la región de Los Ríos y Magallanes y llegan a almacenar cerca del 10% del agua dulce disponible en el planeta y en Chile. Hoy se busca incitar a la aprobación en el Senado de la Ley Pompón, con la finalidad de proteger estas especies.

Por Valentina Luza Carrión / resumen.cl

La "Ley Pompon" que deviene su nombre por el especial musgo que se extrae, busca fijar su protección y prohibir su extracción. Se trata de humedales de origen ácido que guardan gran cantidad de ecosistemas y biodiversidad, además de tener la capacidad de capturar grandes cantidades de CO2.

Científicos y organizaciones ambientales que defienden la ley, comentan que en ella se contempla que se preserven como "reservas estrategias" para la mitigación y adaptación del cambio climático. Dado que los llamados «Pompones» poseen grandes cantidades de biodiversidad y múltiples servicios ecosistémicos para la vida.

Específicamente, prohibir su extracción que lleva cerca de dos años siendo fuertemente criticada. Incluso, desde el inicio del apoyo a la ley, científicos internacionales hicieron un llamado al Congreso chileno para prohibir explotación de turberas.

Te puede interesar: Comunidad científica internacional llama al Congreso chileno a aprobar ley que prohíba explotación de turberas y pomponales | Resumen.cl

Es decir, se busca impedir el drenaje, secado, relleno y alteración de barra terminal. Además de prohibir su comercialización, incluyendo materiales y productos, que actualmente se exportan a países asiáticos.

El pasado 11 de abril fue despachado desde la Cámara de Diputados/as a la cámara del Senado y durante las últimas semanas se encuentra en discusión en dicha instancia.

Durante los últimos meses la llamada "Ley Pompón" ha causado controversias en diferentes sectores. Por un lado, las organizaciones de defensa ambiental llaman al Senado a aprobar el proyecto "sin mutilaciones" y por el otro, los trabajadores que se dedican actualmente a la explotación del Pompón se niegan a su aprobación

Qué son y por qué son tan importantes

¿Cuál es la razón de su especial cuidado? Pues, las turberas son un tipo de humedal acido, con características de origen glacial que han acumulado por miles de años, material orgánico.

Se encuentran con mayor presencia en la zona sur y austral de nuestro país y sus ecosistemas son ricos en vida, flora y fauna, además que retienen grandes cantidades de aguas en sus células. Según cifras, se estima que una hectárea de este musgo, tiene la capacidad de almacenar 8.000.0000 litros de agua y capturar 400 toneladas de CO2.

Por ello, son capaces de capturar uno de los principales gases de efecto invernadero por la que se busca ser protegido ya que posee gran potencial de mitigación para la crisis climática que se vive en el país y el mundo.

Fuente: Futuro 360.

Sumado a lo anterior, su extracción afecta el ciclo hídrico, lo que sería contraproducente ante la escasez hídrica imperante. Una de sus cualidades esque también actúa como filtro natural hacia aguas subterráneas.

¿Cuáles son los usos que se da tras su extracción? Expertos y participantes de la ONG Defendamos Chiloé, indican que la extracción y posterior exportación masiva de turba y pompón se hace mayormente hacia países asiáticos. Y es usado para producir material de jardinería principalmente.

La lucha por su defensa

Desde ONG Defensa Ambiental, comentan que su extracción pone en peligro la conservación del ecosistema vital y capacidad de mitigar el cambio climático. Según Juan Carlos Viveros, coordinador de la ONG, comenta que de ser aprobada: "Pondría a Chile como líder mundial en enfrentar la crisis climática con soluciones basadas en la naturaleza, es decir, a través de la conservación efectiva de uno de los principales ecosistemas de mitigación".

Asimismo, hace énfasis en que las organizaciones que están detrás del proyecto de ley no tienen ningún problema con los trabajadores/ras que extraen el pompón, sino que se trataría de un asunto del Estado de Chile, dado el contexto de colapso climático que se vive.

Al respecto, el geógrafo chilote e integrante del Movimiento Defendamos Chiloé, señaló a el diario El Ciudadano que: "El estado cometió un error al permitir la explotación del musgo y hoy tiene que enmendar ese error y prohibir la explotación, pero eso también significa dar un apoyo a las personas que se desempeñan en esa actividad".

Quienes se oponen a su aprobación

Durante las últimas semanas, quienes se oponen duramente son los trabajadores/ras del Pompón que se dedican a su explotación. Sobre las motivaciones de sus reclamos, la vocera de los recolectores, comento que: "tenemos más de tres décadas de trabajo, de manera sustentable" y añade que niegan que su trabajo atente contra el musgo.

En la última sesión del Senado, el senador Iván Moreira (UDI) expresó que: "Nosotros no vamos a dejar cesante a ciento de familias que trabajan de acuerdo con normas legales vigentes. Estamos comprometidos con proteger el medioambiente y buscar los equilibrios. Pero no estamos con los extremos en esta materia".

Sin embargo, desde las organizaciones comentan que dicha cifra se trataría de una información falsa, dado que no existen registros de la cantidad de trabajadores/rases actuales.

Al respecto, la la politóloga y magíster en Sociología, Pamela Poo, explicó que la Ley Pompón debe aprobarse sin modificaciones y crear alternativas de trabajo, poniendo el bien común al bien individual, además de tratarse de un recurso de índole superior nacional por proteger.

"Actualmente nos encontramos en una crisis climática y ecológica de proporciones dantescas, quienes siguen con el tema de en la medida de lo posible, solo se unen desde mi parecer al negacionismo", enfatizó en sus redes sociales.

Y agregó que: "Cómo sociedad tenemos que reconocer y sincerar que habrán actividades económicas que tienen que desaparecer, como la extracción de turberas, esto por qué destruyen sumideros o emiten gases de efecto invernadero, otras transformarse y crear nuevas actividades económicas".

 

Estas leyendo

Ley Pompón y la protección de la estabilidad climática: Proyecto busca prohibir actual explotación desmedida de musgo con capacida de mitigación