Publican las millonarias ganancias de los directores ejecutivos de grandes empresas salmoneras en 2018

[resumen.cl] El detalle de las millonarias ganancias de los directores ejecutivos y financieros, también llamados CEO y CFO, por sus siglas en inglés, fue publicado por un sitio especializado en salmonicultura. El director ejecutivo de la ex Marine Harvest, actualmente Mowi, Alf-Helge Aarskog lidera la lista con 2.200.000 euros obtenidos en 2018, equivalentes a unos 1.670.402.331 pesos chilenos. Le sigue el director financiero de Mowi, Ivan Vindheim quien obtuvo 1,3 millones de euros (unos 987.055.923 pesos chilenos) en 2018. Mientras tanto en el sur de Chile, pésimas condiciones laborales han afectado a trabajadores y trabajadoras, quienes históricamente han sido explotados por las empresas que operan en territorio nacional, las que han generado muertes, enfermedades, trastornos culturales e impactos ambientales en las últimas décadas. 

 

La información fue publicada en el sitio Salmon Business, quienes elaboraron listado los sueldos de los directores ejecutivos de las empresas que cotizan en la Bolsa de Valores de Oslo, Noruega.

En el primer lugar, Alf-Helge Aarskog, el director ejecutivo de la empresa Mowi (ex Marine Harvest) obtuvo 2,2 millones de euros en 2018. Esto equivale a unos 1.670.402.331 pesos chilenos al año, o unos 139.200.194 pesos mensuales.

En el segundo lugar, el director financiero de la empresa Mowi, Ivan Vindheim, obtuvo 1,3 millones de euros en 2018. Esto equivale a unos 987.055.923 pesos chilenos al año o unos 82.254.660 pesos chilenos mensuales.

El director ejecutivo de la empresa Norway Royal Salmon, Charles Høstlund, obtuvo 945.000 euros en 2018, equivalentes a 717.513.729 pesos chilenos anuales y 59.792.810 pesos chilenos mensuales.

La directora financiera de la empresa Norway Royal Salmon, Ola Loe obtuvo 225.000 euros en 2018 equivalentes a 170.836.602 pesos chilenos al año y unos 14.236.383 pesos chilenos mensuales.

El director ejecutivo de la empresa Austevoll Seafood, Arne Møgster obtuvo 667.000 euros en 2018, equivalentes 506.435.616 pesos chilenos al año o 42.202.968 pesos chilenos mensuales.

La directora financiera de la empresa Austevoll Seafood, Britt Kathrine Drivenes, obtuvo 410.000 euros en 2018, equivalente a unos 311.302.253 pesos chilenos anuales o unos 25.941.854 pesos chilenos mensuales.

El director ejecutivo de la empresa Lerøy Seafood, Henning Beltestad, obtuvo 636.000 euros en 2018 equivalentes a unos 482.898.128 pesos chilenos anuales o 40.241.510 pesos chilenos mensuales.

El director financiero de la empresa Lerøy Seafood, Sjur Malm, obtuvo 451.000 euros en 2018 equivalentes a unos 342.432.478 pesos chilenos anuales o unos 28.536.039 pesos chilenos mensuales.

El director ejecutivo de la empresa Grieg Seafood, Andreas Kvame, obtuvo 646.000 euros en 2018, equivalentes a unos 490.490.866 pesos chilenos anuales o unos 40.874.238 pesos chilenos mensuales.

El director financiero de la empresa Grieg Seafood, Atle Harald Sandtorv, obtuvo 441.000 euros en 2018, equivalentes a unos 334.839.740 pesos chilenos anuales o unos 27.903.311 pesos chilenos mensuales.

 

Vea también: Estudio alerta sobre efectos de la contaminación de pisciculturas de salmones en ríos chilenos

 

El director ejecutivo de la empresa SalMar, Olav-Andreas Ervik, obtuvo 369.000 euros en 2018 equivalentes a unos 280.172.027 pesos chilenos anuales o unos 23.347.668 pesos chilenos mensuales.

El director financiero de la empresa SalMar, Trond Tuvstein, obtuvo 287.000 euros en 2018, equivalentes a 217.911.577 pesos chilenos anuales o unos 18.159.298 pesos chilenos mensuales.

El director ejecutivo de la empresa The Scottish Salmon Company, Craig Anderson obtuvo 340.000 euros en 2018, equivalentes a unos 258.153.088 pesos chilenos anuales o 21.512.757 pesos chilenos mensuales.

La directora financiera de The Scottish Salmon Company, Fiona Larkin, obtuvo 359.000 euros en 2018, equivalentes a unos 272.579.289 pesos chilenos anuales o unos 22.714.940 pesos chilenos mensuales.

El director ejecutivo de la empresa Bakkafrost, Regin Jacobsen, obuvo 246.000 euros en 2018 equivalentes a unos 186.781.352 pesos chilenos anuales y unos 15.565.112 pesos chilenos mensuales.

El director financiero de la empresa Bakkafrost, Gunnar Nielsen, obtuvo 215.000 euros en 2018, equivalentes a unos 163.243.864 pesos chilenos anuales o unos 13.603.655 pesos chilenos mensuales.

La publicación indica una equivalencia de 1 euro a 1,12 dólares estadounidenses.

 

En Noruega el coste de la vida y los salarios son mucho más elevados que en Chile, pero las diferencias salariales entre los ciudadanos son menores. 

Según un artículo publicado por la BBC, en Noruega los salarios de todos los ciudadanos siempre han sido publicados desde el siglo XIX. La nota apunta a que tanto las diferencias salariales como las diferencias salariales entre géneros en el país nórdico son relativamente pequeñas, de acuerdo a los indicadores internacionales.

Según el artículo, por ejemplo, la primera ministra del país Erna Solberg obtuvo aproximadamente unos 174.820 euros en 2015 que serían equivalentes a unos 132.789.818 pesos chilenos anuales o 11.065.818 pesos chilenos mensuales.

En febrero de 2017 el Instituto Nacional de Investigación del Consumidor de Noruega elaboró presupuesto de referencia del coste de la vida en ese país. Cabe señalar que allí los gastos mensuales están entre los más elevados en el mundo, pero esto se compensaría con los altos ingresos.

De acuerdo al sitio salariominimo.info el salario mensual promedio en Noruega se estableció en aproximadamente unos 4.673 euros, lo que sería equivalente a unos 3.549.518 pesos chilenos mensuales.

La canasta básica y de vivienda estaría entre 2.460 y 6.150 euros mensuales promedio para una familia de 3 personas (equivalentes a unos 1.868.567 y 4.671.418 pesos chilenos respectivamente). Esta canasta ocuparía entre el 70 y 60% de un presupuesto familiar promedio, mientras que un 10% se gastaría en impuestos, seguros, transporte y entre un 20 y 30% quedaría para ahorros, diversión, cultura y vestir, entre otros gastos.

 

 

Las empresas salmoneras transnacionales y locales que operan en Chile se han enriquecido en base a una intensa explotación social y ambiental

Mientras tanto en el sur de Chile, las deplorables condiciones laborales con las que trabajadores y trabajadoras históricamente han sido explotados por las empresas que operan en la zona, han generado muertes, enfermedades y trastornos culturales en las últimas décadas.

Un informe recientemente publicado por la ONG Ecocéanos apuntó precisamente a la alta mortalidad de trabajadores y trabajadoras de la industria salmonera en Chile. El informe destaca que entre marzo de 2013 y abril de 2019 han muerto 36 trabajadores, o un cifra cercana a un trabajador muerto cada mes.

 

También puedes ver: Muerte de trabajadora en planta de salmones Camanchaca de Tomé devela la precariedad laboral en la industria

 

Las características de los escasos puestos de trabajo ofrecidos por la acuicultura industrial y la salmonicultura, implican una fuerte precarización laboral, bajos salarios, vulneraciones de derechos de todo tipo y muy poca extensión en el tiempo debido a la degradación ambiental que genera esta industria.

La expansión de la industria salmonera en Chile se da en un contexto de profundo cuestionamiento a este sector extractivista. Todas las etapas de su circuito de producción de mercancías en base al cultivo de salmones introducidos a los ecosistemas locales generan impactos ambientales como: alta demanda de harina de peces silvestres e insumos de la agroindustria; contaminación en ríos, lagos y zonas costeras con basura, residuos orgánicos, compuestos tóxicos (pesticidas) y antibióticos; contribución a la diseminación de organismos parásitos y a la propagación de microalgas, y también de los propios salmones mediantes escapes masivos, entre otras consecuencias. Además, múltiples denuncias indican que empresas suelen operar en el margen de la legalidad, sin problemas para traspasarla, amparados probablemente en la escasa capacidad de fiscalización estatal y la remota ubicación de sus centros de cultivo en los fiordos australes.

 

También puedes ver: Agrosuper consiguió crédito para concretar compra en su expansión salmonera

 

En las últimos meses, la industria salmonera ha protagonizado un nuevo tipo de incidente ambiental de gran envergadura: el escape de más de 800 mil salmones con una alta carga de antibióticos recién inoculada desde un centro de engorda, precisamente de la multinacional Marine Harvest (Mowi) en la comuna de Calbuco. Ante este escape masivo, autoridades locales y nacionales establecieron por un periodo, una prohibición de consumo humano por riesgo para la salud de la población.

El sur de Chile está en un contexto donde las empresas salmoneras se están fusionando y se está concentrando su producción. Mowi ex Marine Harvest lidera el negocio participando en el 12% el mercado mundial, mientras otras empresas como el holding Agrosuper ahora controlarían el 23% de la producción de salmón en Chile, y alcanzarían la segunda posición en la producción salmonera global, con un 7,2% del total.

 

 

Fotografía principal: Director Ejecutivo de Mowi (ex Marine Harvest) Alf-Helge Aarskog sonriendo. Por: Andreas Witzøe. Extraída de https://salmonbusiness.com